La adicción al bótox y la silicona de la hija de Olivia Newton


2016-09-08 00:09 Celebrities Por: Mariano Sánchez


Chloe Lattanzi, la hija de la famosa actriz Olivia Newton John, se ha convertido en casi una muñeca Barbie en los últimos años. Según publican medios australianos, la que fue protagonista de Grease está muy preocupada por el cariz que está tomando la cosa. Chloe se habría gastado casi 400.000 euros en retoques estéticos.

A sus 30 años, Chloe Lattanzi parece una figura de cera. La joven se ha sometido a operaciones en labios, pechos, nariz, pómulos, costillas… Su aspecto es completamente distinto al de hace unos años y su obsesión tiene preocupada a su madre: “Chloe está totalmente obsesionada por conseguir el cuerpo de una muñeca Barbie y nada es suficiente para ella, y Olivia está desesperadamente preocupada”, afirman fuentes cercanas a la familia.



La joven se ha aumentado el pecho en varias ocasiones, se ha eliminado las costillas flotantes y se ha puesto bótox, pero aun así no quiere admitir sus operaciones. De hecho, en Instagram niega rotundamente haber pasado por el quirófano. No es la primera adicción de la joven, que pasó siete meses en rehabilitación en 2013 para superar sus problemas con el alcohol y la cocaína. Además, también se sometió a un tratamiento contra la anorexia hace algunos años más.

La fama de su madre podría ser la responsable de todos los problemas de Chloe, según ella misma ha asegurado: “Empecé a estar en el candelero, bebiendo todas las noches, y después me introduje en la coca, y todo eso de repente me quitó el miedo y la depresión, por lo que se volvió imprescindible y empezó el ciclo”, afirmó al salir de rehabilitación hace tres años. Una historia terrible.





Clica sobre la foto para ver la galería de
Chloe Lattanzi