El hombre que metió a James Rodríguez en la noche madrileña


2018-08-25 00:08 Deportistas Por: Blanca Torres

El ex futbolista del Real Madrid James Rodríguez comenzó a hundir su matrimonio el día en que Daniela Ospina se marchó a Colombia para participar en el programa Bailando con las estrellas. Ése fue el momento en que el jugador empezó a refugiarse en la noche madrileña para olvidarse de la soledad en que se vio inmerso sin su esposa y su hija.

Y hubo una persona determinante en esas salidas nocturnas: Alberto Garrido. El relaciones públicas de la discoteca Banloo lleva alrededor de una década ejerciendo de cicerone de los futbolistas, sobre todo del Real Madrid, en la noche de la capital. Así lo desvelaba LOC hace unos meses: “Garrido es desde hace una década el cicerone nocturno de algunos de los galácticos de Florentino Pérez y ahora dirige Banloo, el local donde muchos futbolistas se divierten entre cortinas aterciopeladas y shishas (pipas de agua) de sabores afrutados”.



Supuestamente, es uno de los locales a los que Cristiano Ronaldo y James acudían con frecuencia después de los partidos en el Santiago Bernabéu, un local en el que podían encontrar la exclusividad y la privacidad que deseaban: “Van allí porque Alberto les reserva zonas privadas donde no les ve nadie. Tienen mucha confianza con él porque nunca larga nada a la prensa y siempre está haciéndoles favores de todo tipo. Desde llevarles a casa hasta cuidar a sus amistades. Es su chico para todo y él se encarga de contentarles en todos los sentidos y de que haya chicas guapas a su alrededor”, confesaba otro relaciones públicas también a LOC.

¿Fue en Banloo donde James conoció a Helga Lovekaty?

Cristiano Ronaldo y James Rodríguez se hicieron muy buenos amigos desde el primer momento en que el colombiano entró en el vestuario del Real Madrid. Ambos compartían rondos en los entrenamientos, confidencias en el vestuario y cuando tocaba salir de fiesta Cristiano empezó a llevarse a su compañero a los locales que él mismo frecuentaba. En una de esas noches, le habría presentado a Helga, la modelo rusa que pronto salió a la luz como una posible amante del jugador, aunque el bombazo jamás se confirmó (y sigue sin hacerlo).

Cristiano Ronaldo ha estado siempre muy cotizado en el mercado ruso, en lo que a mujeres se refiere. El delantero portugués, desde el momento en que comenzó su romance con Irina Shayk, se convirtió en objetivo de numerosas mujeres compatriotas de la modelo que soñaban (aunque suene mal) con cazarle. De ahí que la gran mayoría de mujeres con las que se le ha relacionado en estos años fueran de Europa del Este. No es casualidad, hasta en su entorno lo reconocen así. Y precisamente Helga comparte nacionalidad con todas esas mujeres que intentaron (algunas presuntamente lo consiguieron) conquistar al luso.