¡El montaje de Aramís Fuster al descubierto en Sálvame!


2016-08-30 16:08 Televisión Por: Ana González

La vidente Aramís Fuster vive uno de sus peores momentos. Ingresada en el hospital psiquiátrico de La Paz, tras ser encontrada semiinconsciente y con varias lesiones y totalmente arruinada económicamente, la pitonisa parece que habría buscado la solución a sus problemas en televisión. Una solución que le podría haber salido mal, pues tras confesar que tenía una enfermedad terminal, en Sálvame le han pillado la mentira. 

Aramís, nada más salir del hospital se dirigió a los estudios de Telecinco. Una decisión muy comentada, pero que la vidente justificaba por su desorientación y la total falta de una persona a la que acudir. La cadena le dio una oportunidad de explicarse y contar su dramática situación en Sálvame Deluxe, donde dio un testimonio un tanto sospechoso.



La pitonisa confesó tener cáncer y no sólo eso, sino que también cualquier día podría morir. Unas duras declaraciones, que por las incongruencias de Aramís a la hora de contarlo despertaron las sospechas de los colaboradores.

Estas mismas han sido confirmadas en Sálvame diario. La futuróloga volvía a televisión para narrar la horrible experiencia que estaba viviendo, entraba andando muy despacio y con ayuda. Pero, el programa le tenía una sorpresa, Aramís había sido pillada andando perfectamente y sin ayuda, siendo su actitud sobre su enfermedad una total mentira.

Una pillada que no sentó nada bien a la vidente, que ni en su mejor bola de cristal habría podido ver la tarde que le esperaba. Aramís abandonó el plató no precisamente con sus mejores deseos para la cadena. "Que os den. No voy a volver a Telecinco, no voy a volver a 'Sálvame", se despidió la pitonisa, mientras Paz Padilla y Kiko Hernández la seguían por los pasillos, llegando incluso a cantarle una saeta, por el milagro que se había producido, pues Aramís podía volver a andar.


Comenta con Facebook