El lado más odioso del cantante Justin Bieber


2017-01-07 19:01 Famosos Por: Mariano Sánchez

El famoso cantante Justin Bieber es el protagonista de una historia de lo más desagradable relacionada con el mundo animal. El ídolo adolescente es una persona muy caprichosa, hasta el punto de que es capaz de deshacerse de las mascotas que adquiere y de no preocuparse lo más mínimo por lo que les pueda pasar. Así lo ha demostrado con Todd, un Chow Chow que le regaló a un bailarín y por el que no ha sido capaz de mover un dedo tras caer éste enfermo…

Como lo estás leyendo. Todo comenzó cuando el cantante decidió hacerse con el perro cuando era sólo un cachorro. El animal, sin embargo, duró poco en la vida de Justin Bieber. Como casi todo. Tanto es así que el cantante se lo regaló a C.J. Salvador, uno de sus bailarines. Éste sí quiso darle el cariño necesario al perro y ocuparse de él, hasta el punto de hacer lo imposible por conseguir 8.000 dólares para operar al animal de una displasia de cadera.



Lo que llama la atención en esta situación es que Justin Bieber, que presentó unos meses antes al perro a sus seguidores en las redes sociales, se desentendiera del asunto. El pasado año 2016, el cantante ganó 56 millones de dólares, según la revista Forbes. 8.000 dólares insignificantes para él no lo son tanto para un bailarín, pero Bieber prefirió ahorrarse ese dinero, que más tarde podrá gastar en alguna de sus locas fiestas. Con Todd, ya son cuatro los animales que ha abandonado a su suerte (que se sepa)… ¿Cuál será el siguiente?


Comenta con Facebook