Casillas, de incógnito para salir de fiesta


2016-08-04 02:08 Deportistas Por: Mariano Sánchez

El ex futbolista del Real Madrid Iker Casillas fue el protagonista de una curiosa anécdota durante el Carnaval hace unos años: para poder disfrutar de la fiesta como una persona anónima, el guardameta se metió dentro de una caja a modo de disfraz, evitando así que la gente pudiera reconocerle por la calle.

La anécdota está incluida en el libro de Luis Miguel González y Juan Ignacio Gallardo titulado Las mejores anécdotas del Real Madrid, y cuenta cómo Iker decidió meterse dentro de una caja para poder disfrutar del Carnaval con sus amigos sin que nadie le reconociera. Y es que para esa época Casillas ya era uno de los galácticos y no podía pisar la calle sin que la gente le parara continuamente.



Por esta razón, mientras estaba cenando con sus amigos en un restaurante céntrico de Madrid decidió que, si quería continuar con la juerga, debía encontrar una manera de que no le reconocieran. Con la excusa del Carnaval, le hizo un par de agujeros a una caja y se la puso encima a modo de disfraz, pudiendo así disfrutar de la noche sin problemas, como si fuera una persona anónima.


Comenta con Facebook